Saltar al contenido

Embarazo y Citronela

Citronela

Los mosquitos acechan con la llegada del verano y todos sabemos que la citronela es un gran repelente de mosquitos, pero, ¿se puede utilizar citronela estando embarazada?

¿Qué es la citronela?

La citronela o citronella es una planta de la familia de las gramíneas que puede alcanzar hasta el metro y medio de altura. Tiene una peculiar fragancia alimonada que, cuando le da la luz del sol, despide un aceite que es el que tiene importentes efectos de ahuyentar a los mosquitos.

Esta planta también es conocida como Cymbopogon aunque también se le conoce como lemongrass.

Este aceite se ha puesto muy de moda en los últimos años debido a la plaga de mosquitos que nos asola. Ahora son muchos los productos que podemos encontrar en la farmacia en los que se utiliza el aceite de citronela como antimosquitos, aunque hay otros remedios.

¿Se puede utilizar citronela si estoy embarazada?

En principio no hay ningún problema en utilizar aceite de citronela pero la recomendación es siempre que no sea utilizado de forma tópica. En principio, si el aceite no contiene DEET no debe existir ningún riesgo. Y, ¿Cómo sabes si contienen DEET? Pues lo debe indicar en la etiqueta donde aparezcan los compuestos y tiene el siguiente nombre científio: N, N-Dietil-meta-toluamida o dietiltoluamida.

Las pulseras de citronela también son recomendables y se pueden utulziar sin problema si estás embarazada porque no entran en contacto con la piel en ningún momento. Su mecanismo de acción se centra en el olor que aturde a los mosquitos.

Velas Citronela

Las velas de citronella, también son recomendables. Como en el caso anterior lo que siempre preocupa es la absorción por la piel que, en este caso no se produce. Las velas de citronela son cómodas y fáciles de utilizar pero ten en cuenta siempre leer las instrucciones del fabricante.

De todas formas, en caso de duda no dudes en consultar con tu farmacéutico o con tu ginecólogo. Ellos te podrán ofrecer más información. No obstante lee siempre la etiqueta de los productos.

Una importante protección contra los mosquitos, a aparte de evitar picores innecesarios también puede evitar el contagio de algunas enfermedades en casos muy excepcionales. Pero es mejor prevenir.